50 muertos y 100 heridos deja ataque contra estación de tren en Kramatorsk

0
953

Las autoridades de Ucrania han elevado este viernes a unos 50 los muertos y al menos 100 heridos tras un ataque con cohetes de las fuerzas rusas contra una estación de tren en la localidad de Kramatorsk, situada en la región de Donetsk, en el este de Ucrania.

El jefe de la administración militar regional de Donetsk, Pavlo Kirilenko, destacó en su cuenta en Telegram que medio centenar de personas han perdido la vida, cinco de ellas niños. Entre estas víctimas figuran al menos doce de los 98 heridos evacuados a hospitales de la zona, reseñó la agencia de noticias Europa Press.

El Gobierno ucraniano muestra en un duro vídeo algunas de las víctimas civiles en el ataque ruso contra una estación de tren en Kramatorsk, situada en la región de Donetsk. Hay, al menos, 30 muertos y un centenar de heridos.

Según informó Kirilenko, miles de personas estaban en la estación cuando sucedió el ataque con misiles. Estaban siendo evacuados antes de la escalada en el este, prevista para estos días. «Sabían bien hacia dónde apuntaban y lo que querían», dijo el jefe militar.

El alcalde de la ciudad informó que había 4.000 personas en la estación en el momento del ataque, la mayoría de ellas niños, mujeres y ancianos. Kirilenko también asegura que Rusia disparó bombas de racimo contra la estación, aunque no ha presentado pruebas.
«Dos misiles han impactado contra la estación de tren de Kramatorsk», confirmaba la compañía Ukrainian Railways, que añadía: «De acuerdo a los datos, más de 30 personas han sido asesinadas y más de 100 han resultado heridas en el ataque».

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, asegura que el ataque es la prueba de que Rusia «extermina» a la población civil. Zelenski dijo en Facebook que el ataque se produjo con misiles Tochka-U contra la estación de ferrocarril, «donde se encontraban miles de civiles a la espera de ser evacuados (…) Murieron casi 30 personas, cerca de 100 resultaron heridas de diversa gravedad».

«La policía y los antidisturbios están sobre el terreno. Los rusos inhumanos no abandonan sus métodos. Al no tener la fuerza y el valor de oponerse a nosotros en el campo de batalla, exterminan cínicamente a la población civil», agregó el presidente ucraniano.

«Este es un mal que no tiene límites. Y si no se castiga, nunca dejará de hacerlo», añadió Zelenski.

Por otra parte, Oleksiy Arestovych, asesor del jefe de la Oficina de la Presidencia ucraniana, aseguró que el ataque estuvo precedido de un minucioso reconocimiento del objetivo por parte de Rusia. «Las tropas rusas atacaron con un misil del tipo Iskander. Hay que comprender que ataques de este tipo van precedidos de un reconocimiento minucioso del objetivo, como mínimo con drones, observando el terreno», dijo en su cuenta de Facebook que recoge la agencia Ukrinform.

Tanto Rusia como las autoridades de la autoproclamada República Popular de Donetsk, cuya independencia fue reconocida por Moscú días antes del inicio de la invasión, se han desvinculado del ataque y han dicho que los misiles ‘Tochka-U’ son usados únicamente por el Ejército ucraniano. Con información de Europa Press | El Mundo