Buenos Aires a las “puertas del infierno” ante la ola de calor

0
721
Un hombre se refresca mientras disfruta el día en la costa del Río de la Plata durante una ola de calor en medio de un aumento de casos de COVID-19, en Buenos Aires, Argentina, el 9 de enero de 2022. REUTERS/Agustín Marcarian

Carmen Carrillo

Buenos Aires.-Aquí en Buenos Aires por momento sentimos que estamos a las puertas del infierno. Desde enero de este año se vive una Ola de Calor. Si, con mayúsculas. Por ahora, no va eso de «Buenos Aires».

El organismo relacionado con el clima, o sea el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) lleva el registro correspondiente a esta ola de calor.

Muchos habitantes de esta urbe estamos avasallados por el intenso calor y cuando nos quejamos, no falta el porteño que pregunte, entre sarcástico y curioso: ¿Y es que en Venezuela no hace calor?

Yo siempre les respondo: Sí, si hace pero no como esto. Pareciera que una mano gigantesca te agarrara por el cuello y te apretara. Y eso no lo sentimos en Venezuela, agrego.

La agencia de noticias china, Xinhua, publicó el 3 de marzo en su hilo que ese día Buenos Aires registró récord histórico de alta temperatura para el mes de marzo, con 37,9 grados centígrados.

Es tal la situación que el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) no sólo estableció una alerta roja para la región por el riesgo sanitario que apareja el fenómeno climático, a partir de ese momento sino que la semana pasada se anunció que iban a incorporar otro color, más rojo, más intenso, debido a los elevados valores en la temperatura.

Xinhua cita que la capital del país sudamericano igualó este día el récord que databa del 7 de marzo de 1952, aunque la sensación térmica, por efecto de la humedad, se elevó a los 43 grados centígrados durante la tarde”.

Y eso fue el pasado 3 de marzo.  No hace referencia a los días siguientes cuando fue más elevada la temperatura.

«Con estos 37,9 grados centígrados, la ciudad iguala su récord histórico de temperatura más alta registrada durante marzo. Los datos son (registrados) desde 1906», dijo a través de Twitter la experta Cindy Fernández, comunicadora del SMN.

Como si esto no fuera suficiente, desde el año pasado, Argentina vive una ola de incendios.

Agrega Xinhua que a la temperatura agobiante se sumó por la tarde la presencia de humo debido a incendios activos en la zona sur del Delta del Río Paraná, cerca de la ciudad de Baradero, unos 140 kilómetros al oeste de la capital.

En total, 10 de las 24 provincias del país superaron este día los 34 grados centígrados, dice la nota de agencia china de noticias.

Se trata de los distritos centrales de Buenos Aires, Córdoba, La Pampa y San Luis; las provincias de Entre Ríos y Santa Fe, ambas ubicadas en el este del país; y tres distritos del noroeste, San Juan, Catamarca, y La Rioja, además de la capital.

El SMN confirmó que Argentina registró el verano más cálido de su historia desde 1961, en el período estival de 2022 y 2023, con 1,3 grados centígrados por encima de la temperatura normal.

También la ciudad de Buenos Aires alcanzó el verano más caluroso de su historia con una temperatura promedio de 25,6 grados, teniendo en cuenta los registros que se llevan a cabo desde 1906.

En ese marco, el organismo estatal, dependiente del Ministerio de Defensa, emitió una alerta roja para la capital federal y los alrededores, ya que las altas temperaturas representan un «efecto alto a extremo en la salud», siendo «muy peligrosas, pudiendo afectar a todas las personas, incluso a las saludables».

El Servicio Meteorológico de Argentina declaró además en alerta naranja a varios municipios de las provincias de Buenos Aires y Entre Ríos y en alerta amarillo a otras amplias zonas de esas dos provincias y de las de Santa Fe, Córdoba, Santiago del Estero, San Luis y Mendoza.

Varias otras ciudades del área central de Argentina han registrado temperaturas récord para marzo, pero la mayor marca la sufrió la ciudad bonaerense de 9 de Julio, con 40 grados.

El detalle es que aunque el SMN registra una temperatura de 37 o de 38 grados Celsius, la sensación térmica trepa hasta los 42 o 43 grados y bueno, eso sí no ocurre en Venezuela.

Allá 38 es 38, a menos que el Inameh no tenga los equipos para registrar eso que llaman “sensación térmica”.

Así que debido a la ola de calor, el Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo, que depende del Ministerio de Seguridad, lanzó en redes sociales una serie de recomendaciones, como hidratarse, comer alimentos frescos, como frutas y verduras, protegerse del sol, usar ropa suelta y prestar especial atención a las personas mayores y los niños.

Manténte bien informado y recibe nuestro resumen de noticias. Únete al grupo de WhatsApp o canal de Telegram  Síguenos en Instagram: @eldiariodeguayana