Lula recibe a Macron en la Amazonía

0
308

Se trata del primer viaje oficial de un presidente francés en once años al gigante sudamericano. Y aunque Lula estuvo en París en junio pasado, las autoridades brasileñas habían esperado que Macron fuera uno de los primeros jefes de Estado en visitar al izquierdista en 2023, cuando volvió al poder.

Macron llega a Brasil procedente de la Guayana Francesa, donde este martes visitó el centro espacial europeo de Kourou.

Se espera que el vuelo inaugural del futuro lanzador Ariane 6 sea entre «finales de junio y principios de julio», indicó el presidente del Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNES) Philippe Baptiste, durante una conversación con Macron.

El programa está llamado a devolver a Europa su autonomía para acceder al espacio.

El futuro del centro de Kourou debe ser «redefinido para que sea un verdadero puerto espacial de Europa», afirman fuentes del palacio del Elíseo. En concreto, subrayan la gran competencia que suponen los cohetes de SpaceX de Elon Musk y el desarrollo de micro y minilanzadores.

Una nueva página 

En Guayana, Macron también se mostró favorable a instalar una actividad de «minería legal» para «reducir» la ilegal y prometió reforzar la cooperación con Brasil en esa lucha.

En esta visita, el presidente francés asentará un nuevo comienzo con Lula, tras los años difíciles de la presidencia del ultraderechista Jair Bolsonaro.

En plena crisis por los incendios en Amazonía en 2019, Bolsonaro y sus ministros se mostraron irrespetuosos e incluso insultantes con Macron y su esposa, lo que envenenó una relación ya tensa.

Francia, séptima economía mundial, y Brasil, novena, se consideran actores clave en una escena internacional marcada por la rivalidad entre China y Estados Unidos.

París ve a Brasilia como un puente con los «grandes emergentes», cuya voz los brasileños tratan de hacer oír cada vez más por medio de su actual presidencia del G20 de las economías avanzadas y el grupo BRICS+.

«Vivimos un momento franco-brasileño», se felicita el Elíseo.

«Francia es un actor esencial e ineludible para la política exterior brasileña», asegura la responsable para Europa de la diplomacia brasileña, Maria Luisa Escorel de Moraes.

Simbólicamente, Lula y Macron se encontrarán en la ciudad amazónica de Belém, en el norte de Brasil, que en 2025 acogerá la COP30 contra el cambio climático. Agencias

Manténte bien informado y recibe nuestro resumen de noticias. Únete al grupo de WhatsApp o canal de Telegram  Síguenos en Instagram: @eldiariodeguayana