Ricardo Haussman critica a la dirigencia opositora desde el Foro de Davos

0
799

Ricardo Haussman es un académico que se volvió muy activo en lo que se denominó el Gobierno  interino y trabajó en función de que esta figura fuera reconocida por los líderes de la economía global y pare ello puso por delante su prestigio como profesor de la Universidad de Harvard y su reputación como profesional reconocido globalmente.

Haussman, quien fuera uno de los ministros de Planificación de la segunda administración de Carlos Andrés Pérez en sustitución de Miguel Rodríguez, fue designado por el Gobierno interino como representante de Venezuela ante el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Su presencia en el ente multilateral hacia pensar que el interinato podría disponer de los recursos de Venezuela en ese organismo, cosa que no puedo ser concretada por la indefinición creada sobre quién debería manejar los fondos del país en el sistema multilateral.

En medio del Foro de Davos el economista señaló que los participantes de este importante encuentro de los personajes más influyentes de la economía global Haussman hace su diagnóstico de la situación frente a Venezuela.

“Desde Davos reporto que los líderes democráticos del mundo están desconcertados y decepcionados con el liderazgo opositor de Venezuela”, señala en el primer tuit de un hilo que colgó en esta red social .

Más adelante dice  que hoy el tema venezolano no tiene ninguna presencia en este foro.

“Después de haber sido Davos el lugar donde se coordinó el desconocimiento de Maduro en el 2019 y donde se recibió a Guaidó en el 2020, el tema de Venezuela estuvo totalmente ausente”, indica el reputado economista.

Cierra su comentario cuestionando a la vanguardia opositora y exigiéndoles una explicación sobre actuación.

“Creo que el G3 le deben una explicación a Venezuela. Lo que han explicado no convence. Pero cualquiera que haya sido la lógica, ya sea patriótica o miopemente partidista, ha tenido un efecto devastador sobre el apoyo a Venezuela en la comunidad internacional”, culmina Haussman.

Después de que se jugaron por nosotros, los líderes del mundo me reportan que el nuevo liderazgo G3 no ha tenido la delicadeza de explicarles por qué decidieron quedarse sin representación política y diplomática.

Contrapunto