Rusia y Ucrania acuerdan un alto el fuego parcial

0
488

La segunda ronda de negociaciones entre Rusia y Ucrania sobre la invasión rusa ha logrado este jueves su primer acuerdo: un alto el fuego parcial y temporal para establecer corredores humanitarios por los que puedan salir los miles de civiles que se han visto atrapados en el conflicto bélico.

Sin embargo, el cese de los ataques se respetará solo en aquellos lugares donde se ubiquen los corredores humanitarios, según han detallado representantes de la delegación ucraniana en un comunicado a través de su canal de Telegram. En este, el asesor presidencial ucraniano, Myjailo Podoliak, ha admitido que no consiguieron “los resultados que esperaba y continuará el diálogo en una tercera ronda de conversaciones”, la próxima semana.

Ambas delegaciones se han reunido en la región bielorrusa de Brest, cerca de la frontera polaca, según ha informado la agencia bielorrusa BELTA. Sobre la mesa se han repetido las peticiones: Ucrania demandaba el alto al fuego inmediato y la apertura de corredores humanitarios para evacuar a los civiles, mientras que Rusia insistía en su cruzada por la «desnazificación» de Ucrania.

El encuentro se ha producido a los siete días de la invasión rusa que, de acuerdo con el Gobierno ucraniano, ha causado ya 900.000 refugiados, el mayor éxodo en los últimos 75 años, según las cifras de ACNUR.

Kiev también ha denunciado que los ataques rusos han dejado miles de muertos. Seis personas, dos de ellas niños, murieron esta noche por un bombardeo en la ciudad de Izium, en la región de Járkov, tras un ataque intenso por las fuerzas rusas por hacerse con el control de la zona, según ha informado el teniente de alcalde de la ciudad, Volodymyr Matsokin.

Este jueves, el presidente Vladímir Putin ha difundido un comunicado en el que ha vuelto a justificar la invasión al país vecino y ha asegurado que la operación «va según los planes». También ha alabado el trabajo de los militares rusos, calificándolos de héroes, explicando que tanto ellos como sus familiares serán compensados económicamente por su servicio en las fuerzas rusas.

Con leve optimismo, el presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, ha afirmado que en una semana han «destruido los planes de años de Putin». Pero su homólogo ruso ha insistido en el éxito de su invasión, tanto que ha comunicado al presidente francés, Emmanuel Macron, que llevará su operación «hasta el final».

De hecho, el Kremlin ha advertido de que la situación puede empeorar si Ucrania no acepta las condiciones, augurando una «catástrofe humanitaria inminente» en Kiev, Járkov, Jersón y Mariupol de la que responsabiliza al Gobierno de Zelenski. Agencias